jueves, noviembre 26, 2020

cuartaedicion.com exige disculpas y una rectificación pública a ‘La Voz de La Manga’ y a la Policía Local de La Unión

Pordría interesarte...

La segunda ola de coronavirus está al caer aunque los españoles se lo pasan por el forro

Dos semanas de incremento importante de número de contagios. Otros países europeos también están en alerta "El rebrote va...

Abascal se lo explica a Iglesias: «matón bolivariano y chequista»

Acusa al líder podemita como principal responsable de la muerte de los ancianos "abandonados en las residencias" Una mañana...

Vox pide explicaciones a Mónica Oltra por la pésima gestión de los casos de Covid-19 en la residencia de mayores

35 personas muertas, 144 positivos, 59 trabajadores contagiados y 207 en cuarentena El coronavirus le ha venido grande a...

¿El Gobierno invita al suicidio a todo el colectivo hostelero?

Un hostelero se muestra al público colgado de una farola Ayer me desayuné con una imagen premonitoria y dantesca...

Desacreditaron nuestro medio por dar una información veraz y difamaron mi nombre. Por sus ‘bulos’ este medio ha recibido amenazas e insultos de todo tipo

Cuando uno es periodista sabe de sobra que no va a recibir nunca una palmadita en la espalda. Sabemos que, publiquemos lo que publiquemos, vamos a tener críticas de todo tipo.

A mí, personalmente, me encanta que me critiquen. Es lógico que no todo el mundo piense como yo y hay publicaciones que pueden dar lugar a la controversia, pero si dichas críticas se hacen con educación, bienvenidas sean.

Pero lo que no voy a consentir es que se manche el buen nombre de cuartaedicio.com y se difame el nombre de Daniel Negroles por una noticia que dimos, que quedó bien explicada y veraz a todas luces.

Cometimos un pequeño error, que no afectaba a lo importante de la noticia y pedimos disculpas a los afectados. Ese tema está zanjado, o eso quiero pensar, y seré el primero que acuda al establecimiento (que no voy a nombrar más para no hacer más daño) una vez que abra sus puertas, si me dejan claro está.

Dicho ésto, no voy hablar más de ello.

Pero sí voy a exigir una rectificación y disculpa pública a La Voz de La Manga y a la Policía Local de La Unión. Al primero por ‘manchar’ el nombre de este medio con publicaciones falsas, negando primero que había, al menos, un caso de coronavirus en La Manga y después afirmando rotundamente que la contagiada no tenía nada que ver con el establecimiento. Publicaron abiertamente que nuestra información era falsa e invitaban a eliminarla de las redes sociales.

Para empezar, ocultasteis un caso de coronavirus porque ni os molestasteis en investigar un poco, ya que estaba en vuestras narices (eso quiero pensar) y luego manchasteis el nombre de cuartaedicion.com, cuando nuestro único objetivo era proteger el bienestar de la ciudadanía.

Repetisteis hasta la saciedad que esa pobre mujer no tenía vinculación alguna con el negocio y os habéis comido vuestras propias palabras.

Para postre, al margen de eliminar de vuestra página todo comentario que desacreditaba vuestra información (nosotros nunca lo hacemos), tenéis la poca vergüenza de amenazar al periódico con una demanda. Pues bien, es MENTIRA lo de la demanda, aunque será un placer si al final seguís adelante.

Es muy grave, repito, ocultar información a los ciudadanos, más aún cuando hablamos de una pandemia que se ha cobrado la vida de cientos de miles de personas. ¿Cuál era vuestro interés ocultando dicha información? Menudo ejemplo habéis dado.

Y ahora os toca a vosotros, la Policía Local de La Unión, de la que nunca me podía esperar algo así.

Disteis credibilidad a un panfleto que lo único que hace es dar publicidad a los bares de La Manga. No os molestasteis en llamarnos para contrastar la información. Y lo que es peor, tampoco pedisteis información a sanidad o cualquier autoridad que os hubiese confirmado la noticia de mi medio de comunicación.

Pusisteis BULO bien grande con el nombre de cuartaedicion.com debajo y en una información veraz.

Primero no había coronavirus en La Manga, después recalcasteis en los diversos comentarios que hacía la gente en la noticia y dando veracidad a mi información, que esa mujer NO tenía nada que ver con el negocio.

Incluso tuvisteis la desfachatez de mencionar en otro comentario que daba credibilidad a mi noticia, que la mujer, tal vez, entraba al establecimiento «a echarse un vaso de agua»…que poca profesionalidad y poco respeto ante una noticia que trata un tema tan delicado.

Repito, primero se desacreditó mi noticia afirmando que no había coronavirus en La Manga. Luego que sí había, pero que la mujer no tenía nada que ver con el negocio. Después de repetirlo mil veces y dejarnos como mentirosos, soltáis que, tal vez, sí está relacionada directamente, ya que son muchos los comentarios en las redes sociales que la sitúan en el establecimiento a diario…

Pues, tal vez, debisteis informaros antes de esos pequeños detalles y no tachar de bulo la información de cuartaedicion.com, más aún siendo la autoridad, con la responsabilidad que dicho título conlleva.

Por cierto, me informan de que hasta propios familiares, en comentarios en las redes sociales, apuntan que la mujer afectada por el puto coronavirus sí regentaba el negocio…vaya…

No había coronavirus y luego sí. No tenía relación la afectada con el recinto y luego sí.

Pues si antes este medio fue tachado de BULO, ahora exijo una rectificación y disculpa pública. Porque yo, al margen de periodista, también tengo familia, y hemos tenido que aguantar amenazas e insultos de todo tipo y no puedo ni debo consentirlo.

Pedí disculpas a la familia afectada por una errata. Se que me información pudo causarles mucho daño. No era mi intención y por desgracia era veraz. Pero aún así, han mostrado mucha más clase y educación que todos los perros sarnosos que se han tirado a mi cuello y que, para postre, han perjudicado aún más a la familia afectada, dando más publicidad a una noticia que en ningún momento se hizo con esa intención.

Si quieres puedes invitarnos a un café y así ayudarnos a mantener el periódico aquí:

Últimos artículos

El mantenimiento de los 6.000 inmigrantes que hay en Canarias cuesta 300.000 mil euros al día

Baja alarmantemente el turismo en las Islas y los hosteleros temen por la mala imagen que están dando al mundo

Gatos, ratas y gastos

Artículo de opinión de Carlos José Márquez Es cierto que nuestro cartagenero ayuntamiento tiene historia, y mucha y esta...

Irene Montero despilfarró 22.000 euros en ‘maquillar’ el jardín del Instituto de la Mujer

El Ejecutivo excusa tal disparate ante el ataque de Vox señalando que "es necesario conservar las zonas verdes en perfecto estado botánico...