domingo, abril 18, 2021

Nuevo atropello mortal en la carretera de la Algameca

Pordría interesarte...

Óscar Rodríguez, delegado sindical de Navantia, fallece al ser embestido por un vehículo de camino al trabajo

Para un periodista es duro escribir noticias trágicas y desagradables. Cuando encima conoces a esa persona, cuesta demasiado escupir las palabras típicas y desgraciadas.

Óscar Rodríguez (47 años) falleció ayer a las diez de la noche (y no antes, como se ha publicado en diversos medios) en Murcia a consecuencia de las graves heridas sufridas por un atropello en la carretera de la Algameca (Cartagena) de camino a su puesto de trabajo en Navantia a primera hora de la mañana de ayer.

Óscar era delegado sindical de Comisiones Obreras en Navantia. Un hombre muy querido por sus compañeros. Un hombre de los pies a la cabeza. Trabajador, deportista, padre de familia…y un desgraciado accidente por culpa de un despiste de una mujer al volante (al parecer, deslumbrada, perdió visibilidad) acabó con su joven vida.

Familia destrozada, amigos tristes…por culpa de un despiste y de una carretera pésima que ya se ha cobrado la vida de muchas personas.

¿Hasta cuándo? ¿Cuántas personas tienen que morir para que los inútiles de turno hagan algo al respecto? Ya se ha cobrado la vida de otro ser humano. Ya no hay remedio. Por culpa de un supuesto despiste (es de esperar que se investigue). Por culpa de una carretera peligrosísima por la que caminan muchos trabajadores de Navantia que van a su puesto de trabajo.

Óscar Rodríguez, repetimos, gran persona, trabajador, deportista (un salvaje en las pistas de pádel, doy fe de ello) es un número más para muchos, pero esta muerte se pudo evitar si esa carretera hubiese estado en condiciones. Un tramo con escasa visibilidad e iluminación. Un asfalto con muy mala señalización donde los vehículos alcanzan gran velocidad y luego se encuentran, como si saliesen de la nada, con pasos de peatones. Una carretera mortal.

Óscar Rodríguez era muy conocido en la empresa. También porque su padre fue el mítico Antonio Rodríguez, ‘Toni’ de Bazán. Un hombre que luchó por los trabajadores de la empresa y que perdió la vida hace cinco años (septiembre de 2015 y no dos, como dicen muchos medios de comunicación) por culpa de una enfermedad.

Se va una buena persona. Se va una vida. Se va un amigo.

Deja una familia destrozada por culpa de un despiste al volante, por culpa de una carretera de mala muerte que hace tiempo debió ser reformada.

Cinco minutos de silencio y una ofrenda floral en el lugar del accidente

Navantia ha informado que mañana a las diez de la mañana guardará cinco minutos de silencio en memoria de Óscar Rodríguez. A las diez y media saldrá el Comité a llevar una ofrenda floral al lugar del trágico accidente.

Bien jugado Óscar. Pilla una pista allá donde estés…

Si quieres puedes invitarnos a un café y así ayudarnos a mantener el periódico aquí:

Últimos artículos