sábado, septiembre 25, 2021

No hay camas en el hospital Santa Lucía de Cartagena y el Rosell muerto de risa

Pordría interesarte...

Pacientes ‘durmiendo’ 24 horas en la unidad de preingreso a la espera de encontrar un ‘hueco’

Volvemos a la normalidad en la Trimilenaria. Eso quiere decir; un hospital colapsado y otro prácticamente cerrado. Vamos, lo que viene a explicar lo bien que se hacen las cosas en esta ciudad por obra y gracia de nuestros queridos políticos.

Y ojo, que no hablamos de coronavirus. Los escasos casos que llegan al hospital por covid, tras hacer las pertinentes pruebas en la UCI del Santa Lucía, con el dinero que ello conlleva (un ingreso sale a unos 3.000 euros), si es positivo y necesita de hospitalización es trasladado al Rosell. En fin, que alguien me expliqué por qué ese ingreso no va directamente al Rosell y hay que montar todo el circo de traslado, etc…con el gasto que eso genera. Por no hablar del paciente, de un lado para otro…

Pero volvamos al tema, el hospital Santa Lucía de Cartagena está al borde del colapso. No hay camas y no es por coronavirus. Es realmente alarmante que se de dicha situación cuando hay otro hospital en el ‘pico esquina’ muerto de risa.

Este periódico ha sido informado de al menos tres casos en los últimos dos días donde pacientes que tenían que ser ingresados pasaban unas cuantas horas en pasillos del recinto hospitalario. Concretamente, en la UPI (unidad de preingreso), una habitación al final de un pasillo, bien escondida para que nadie la vea y muestre sus quejas. Es decir, en una habitación modificada, con un nombre médico, para quedar bien de cara al público. Pero en definitiva en un pasillo, sin poder descansar, sin nada de intimidad, al margen de la enfermedad por la que tienen que ser hospitalizados.

Una joven relató a este medio el calvario que vivió durante horas, postrada en una cama, TAPADA CON UNAS CORTINAS, sin nada de intimidad, sin familia a la que pedir ayuda y en compañía de más personas en la misma situación que ella, haciendo imposible así conciliar el sueño.

Pasaron exactamente 24 horas desde que se confirmó que tenía que ser hospitalizada hasta que se le encontró ‘hueco’ en una habitación. INCOMPRENSIBLE.

Y todo ello mientras nuestros políticos esconden el bulto y marean la perdiz en lo que se refiere a la apertura del Rosell al cien por cien. Un Rosell que vuelve a estar de relax, ya que casos en Cartagena de coronavirus que requieran de hospitalización hay muy pocos.

Vale que esto no ocurre durante todo el año y la mayor parte del tiempo los trabajadores del Rosell se tocan las narices hablando mal y pronto, pero este hospital debería estar preparado para funcionar a pleno rendimiento cuando se producen picos de ingresos en el Santa Lucía, como está sucediendo ahora mismo.

Suben los contagios por coronavirus entre los más pequeños

cuartaedicion.com también ha sido informado de que estos últimos días se ha registrado un considerable aumento de positivos por coronavirus entre los más jóvenes.

Por suerte, estos niños que han dado positivo en la prueba PCR no suelen presentar síntomas preocupantes. Suelen presentar el típico cuadro de un resfriado aunque hay que repetir que el aumento de contagios en este sector ha aumentado y mucho en los últimos días.

Mientras tanto, continúa el debate en la Trimilenaria por la eliminación del toque de queda y las imágenes de este fin de semana, con calles del centro llenas hasta la bandera y sin un bar al que acudir.

Puedes juntar ciento y la madre en la calle, pero los bares cerrados. Que alguien me lo explique porque no lo entiendo.

Si quieres puedes invitarnos a un café y así ayudarnos a mantener el periódico aquí:

Últimos artículos