miércoles, octubre 20, 2021

Jaime y Óscar, víctimas de una salvaje agresión el sábado por la noche en Cabo de Palos: «Nadie se dignó a ayudarnos mientras nos pegaban»

Pordría interesarte...

«Parece que nuestros agresores eran marroquíes. Testigos dicen que hablaban en árabe entre ellos»

Jaime M. y Óscar, dos hermanos gemelos de 37 años muy conocidos y queridos en Cabo de Palos. El sábado por la noche después de cenar, sobre las 00.15, se subieron a su coche. No se imaginaban el calvario que iban a vivir. Iban a ser víctimas de una tremenda agresión.

Se lo contamos, en exclusiva, en cuartaedicion.com. Sólo esperamos que con esta información y su difusión se de captura a esa piara que propinó una brutal paliza a estos dos hermanos, uno prácticamente ciego (90%).

Contactamos por teléfono con estos simpáticos hermanos. Sólo hace escasas horas que han vivido uno de los peores días de su vida, pero nos atienden como si fuésemos amigos de toda la vida. Digno de admirar.

A continuación, los hechos tal y como ocurrieron.

«Bueno, salíamos de cenar. Eran las 00.15 horas creo. Nos subimos al coche (situado en la zona de la Playa de Levante) y cuando salimos vimos que la calle estaba cortada por los botellones», comentó Jaime.

Los botellones….tome nota señora alcaldesa…en fin…

«Les pito para que se aparten a un grupo de jóvenes (siete de entre 20 y 25 años), pero se ponen chulos y empiezan con tonterías delante del coche. Les vuelvo a pitar y comienzan a darle golpes al vehículo», continuó.

Jaime se bajó del coche para recriminarles su actitud tan lamentable. Lo hace con mucha educación y como premio se lleva una tremenda golpiza. Patadas y puñetazos por todos lados.

Lógicamente, su hermano se baja para ayudarle, pero son muchos los cobardes que le agreden y no puede. Recibe también otra tremenda paliza.

«Dedo roto, pómulo, moratones por todos lados…llevo dos bultos en la espalda que tengo que ir controlándome. Llevamos chichones por todo el cuerpo. Nos pegaron por todos lados. Sobre todo, en la cabeza», comentó Jaime.

¿Saben cuánta gente ayudó a estos dos hermanos? NADIE. Esa juventud que tiene que levantar España se dedicó a presenciar en primera fila la tremenda paliza que siete niñatos le estaban dando a dos hermanos por el simple hecho de no querer apartarse de la calle para que pasase el vehículo. El botellón es más importante. NADIE les ayudó.

Para más inri, a Óscar le robaron sus pertenencias. «A mi hermano le robaron la mochila con todas sus pertenencias dentro. Tenían intención de robar. Buscaban bronca para eso. Cuando nos tenían fuera del coche, aprovecharon y lo hicieron. Y para terminar, una vez que nos golpearon y robaron, uno de ellos le dio una patada voladora a la luna trasera y destrozó el cristal. Nadie nos ayudó…y nadie vio nada», destacó.

Repetimos, nadie ayudó a estos dos hermanos muy conocidos y queridos en Cabo de Palos. Tampoco cuando la brutal paliza terminó y las víctimas preguntaron a los testigos si conocían la identidad de sus agresores. Alguna pista para la posterior denuncia…NADA.

Pero…alguna pista hay. Ahora llámenos racistas, que nos la sopla.

Cuando este periódico preguntó a Jaime y Óscar si conocían algo de sus agresores, éstos comentaron que «a nosotros nos chulearon en castellano, pero dicen testigos en redes sociales que entre ellos hablaban en árabe. No se. Si eso es verdad, creo que eran marroquíes por el acento. Poco más sabemos de ellos. Llevaban el pelo rapado por los lados y largo y rizado por encima. No se…poco más puedo decir «, apuntó Jaime.

Niñatos de esos que con la ‘paguita’ se van de botellón. Esos que vienen a enriquecer nuestra cultura. Pero ese es otro tema.

Después de la paliza, y viendo que no recibían ayuda, Jaime y Óscar se subieron al maltrecho coche y se fueron al cuartel de la Guardia Civil.

«Fuimos allí y después al centro de salud para ver el alcance de las heridas y coger el parte correspondiente para poner la denuncia», afirmó.

Jaime y Óscar se han levantado hoy con el susto y con dolores en cada centímetro de su cuerpo. Llevan todo el día en Urgencias, después de poner la denuncia, mientras sus agresores estarán en casita riéndose de su ‘hazaña’.

¿Qué van hacer nuestras autoridades al respecto?

Señora alcaldesa de turno, Noelia Arroyo, ¿qué va hacer usted?

Hace poco salió ante los medios diciendo que iba a controlar el tema de los botellones por eso del covid y el circo que hay montado alrededor de ello. Tal vez, habría que controlarlo por temas más importantes, como dar captura a estos salvajes que se dedican a beber y a dar palizas mientras Cartagena y sus políticos hacen la vista gorda.

¿Se imagina, señora alcaldesa, que si en ese vehículo en vez de dos chavales jóvenes como Jaime y Óscar van una pareja de ancianos? ¿Qué hubiese ocurrido? O una pareja con niños pequeños. O usted misma después de una buena cenita por Cabo de Palos…

Tomen nota y moléstense en dar caza a esa piara y castigar como es debido a esos niñatos.

Por cierto, desde cuartaedicion.com exigimos, si los agresores son marroquíes que quede claro, como eso parece (no está confirmado), la expulsión inmediata de esta… de España.

Jaime, Óscar, su familia y amigos, están moviendo cielo y tierra en las redes sociales para que se conozca la identidad de los individuos que propinaron la brutal paliza a estos hermanos, uno prácticamente ciego. Hay vídeos que pueden facilitar el trabajo de las autoridades. Toda ayuda es poca y desde aquí estaremos muy atento por si hay novedades.

Si quieres puedes invitarnos a un café y así ayudarnos a mantener el periódico aquí:

Últimos artículos