viernes, octubre 7, 2022

Demasiado contundente: Hasta cuatro años de cárcel piden a un hombre por golpear los coches de Sánchez y Marlaska

publicidad

Pordría interesarte...

También más de 250.000 euros por daños a uno de los ‘lujosos’ vehículos camuflados

Demasiado contundente. Si fuesen así para otras cosas, España iría mucho mejor. Pero claro, aquí se coge el modelo de otros países, como Francia, para intereses particulares y no por el bien general. Si piden cuatro años de cárcel por golpear un coche…¿Qué hacemos con ladrones, violadores y demás que invaden este país?

Hasta cuatro años de cárcel pide la Fiscalía para el único acusado de golpear los vehículos bien camuflados de Sánchez y Marlaska en Ceuta, que llegaron a la ciudad con motivo de la avalancha de inmigrantes el pasado mes de mayo (para los ilegales paguita y para los españoles que protestan por ello multa).

Demasiado contundente. Así se puede resumir la petición de la Fiscalía, que en este caso, sólo en este caso, ha querido imitar el modelo francés, que hace poco tomó medidas ejemplares por una agresión a su presidente Macron.

Ojo, agresión a su presidente. Aquí estamos hablando de unos ‘golpecitos’ a vehículos camuflados.

Al acusado se le imputan delitos de resistencia y desobediencia la autoridad del artículo 556 del Código Penal y con otro de daños del artículo 263.2.4 del mismo texto legal, informa El Faro de Ceuta. También, la imposición de 24 meses de multa a razón de 12 euros diarios y el abono de una indemnización a la empresa Alphabet Fleet de 252,38 euros por daños causados en uno de los vehículos camuflados.

Al parecer, y según la Fiscalía, el imputado actuó con ánimo de vulnerar el principio de autoridad y de destrozar bienes de uso público, haciendo caso omiso a las órdenes de los agentes policiales que se encontraban en el lugar para garantizar la seguridad y rebasando el cordón que habían desplegado para evitar precisamente el acercamiento de esos congregados a las autoridades. Al paso de los vehículos, propinó golpes a uno de los vehículos oficiales.

Sinceramente, cosas más graves vemos a diario en cada rincón de España, y los castigos son más bien premios. Hasta con ‘paguita’ sale más de uno por sus fechorías.  

Si quieres puedes invitarnos a un café y así ayudarnos a mantener el periódico aquí:

Últimos artículos

publicidad