domingo, junio 26, 2022

Monumental reyerta entre jóvenes de origen latino y magrebíes en Tudela

publicidad

Pordría interesarte...

Una chica que quiso mediar en la batalla campal fue agredida y le robaron el bolso

La multiculturalidad sigue su curso. Ahora le ha tocado a Tudela (Navarra). Batalla campal entre jóvenes de origen latino y magrebíes.

El pasado fin de semana se vivió una auténtica batalla campal en Tudela. Un grupo de origen latino midió sus fuerzas con un numeroso grupo de magrebíes en la puerta de un bar. Se desconoce el por qué de la monumental, vergonzosa y repugnante reyerta.

La batalla, con el paso de los minutos y sin presencia policial, fue decantándose para los magrebíes que superaban en número a sus rivales. En uno de los momentos, un joven estaba siendo atacado brutalmente por varios magrebíes cuando una chica intentó mediar en la paliza. Por desgracia, ésta también fue atacada, al tiempo que le robaron el bolso con todas sus pertenencias.

En las imágenes que ya se pueden ver en las redes sociales, se aprecia perfectamente como un joven magrebí con pantalón rojo que presencia la batalla sin inmutarse, aprovecha cuando la joven es agredida y pierde el bolso para apropiarse de este y salir corriendo.

Por desgracia, no ha sido localizado de momento, ya que no hay información de este suceso. No hay denuncia y tampoco consta que hubiese actuación policial. Tampoco hubo heridos de gravedad.

Menas provocan altercados en Tudela y una joven escapa de la policía

También ha sido en Tudela, y como bien ha informado la página PoliciaH50.es.

El pasado fin de semana un grupo de menores, la gran mayoría extranjeros no acompañados tutelados, provocaron serios altercados. Dedicaron la noche a molestar a los vecinos y al gamberrismo, lo que mejor se les da.

La policía fue requerida y fue recibida con agresividad, al margen de los insultos ya típicos y demás. Lógico para estos individuos, ya que conocen perfectamente la ley y saben que pueden hacer lo que les plaza, ya que saldrán intactos.

Al margen de ello, durante la actuación policial, fue identificada una menor que se había fugado de sus tutores legales, por lo que la policía intentó meterla en el coche. Decimos intentó meterla porque la joven comenzó a tener una actitud muy agresiva, lo que a su vez se trasladó al resto de sus jóvenes ‘colegas’.

La agresividad fue en aumento hasta el punto que la autoridad quiso poner (no lo consiguió) los grilletes a la joven, no como detenida ojo, mas bien como menor en desamparo que debía ser integrada a sus tutores.

Por desgracia, los agentes no estuvieron muy hábiles. No comprobaron que las puertas traseras estaban cerradas y un mena abrió esta para que su amiga escapase del coche patrulla.

Minutos después fue detenida otra vez y trasladada a Comisaría…

Este es el pan de cada día. Es lamentable y preocupante la agresividad de estos menores de hoy en día. Menas en su gran mayoría cuyo único objetivo es delinquir sin preocupación alguna porque nuestras leyes los protegen. España, un ghetto en potencia.

Si quieres puedes invitarnos a un café y así ayudarnos a mantener el periódico aquí:

Últimos artículos

publicidad